La liga Atlética de Maipú ,en la senda del deportista y dirigente Luis Ernesto Riveros

En los momentos que algunas autoridades locales y organismos buscan el nombre más adecuado para el nuevo recinto deportivo que contará Maipú, el Polideportivo que se ubica en Tres Poniente con Las Tinajas, es bueno recordar a deportistas y dirigentes que han dejado huella en nuestra comuna.

Uno de ellos es el destacado atleta de antaño, Luís Ernesto Riveros Valdivia, contemporáneo  e integrante de  la posta de Chile junto al famoso atleta “Potrerillos” Salinas.

Ligado con su actuación como deportista, posteriormente  fue insigne líder deportivo, siendo reconocido como el mejor dirigente en la disciplina atlética.

Fue el fundador de la reconocida institución Liga Atlética de Maipú,.

Patricio González Aravena ,escribió esta síntesis histórica de la Liga ( LAM),que presentamos a continuación.

BREVE HISTORIA DE LA LIGA ATLETICA DE MAIPU

           Corría el año 1966, cuando un grupo de vecinos liderados por Luis Ernesto Riveros Valdivia, formalizaron el club atlético denominado Liga Atlética Maipú o LAM

Pero la historia había comenzado  varios meses antes, Riveros destacado ex atleta y seleccionado nacional de esta disciplina, apenas llego a esta comuna quiso compartir su amor por el atletismo, así fue como invito a los hijos de sus vecinos a practicar este deporte en los terrenos eriazos que hoy se ubican frente a la Villa Copec, allí llegaron los hermanos Poblete, la familia Mangili y varios mas, quienes llamaban la atención de los maipucinos de esos años corriendo por el polvoriento terreno que hoy son los prados que por 5 de abril enfrentan las dependencias de la Municipalidad..

 

Así nació LAM, mas tarde el alcalde de la época, Dr. Luis Ferrada, con una gran visión, comprometió la construcción de una pista atlética para el desarrollo de esta actividad en la comuna, en el intertanto LAM se traslado al estadio INSA, actual Good Year para realizar sus practicas.

 

A principios de los 70 se concreto la anhelada pista atlética, esta se emplazo el sector de la actual Plaza Rapa Nui, debajo de la piscina y a un costado del estadio municipal. no fue una pista oficial, solo tenia 312 mts de longitud, pero fue hasta principios de los 80 la pista atlética de la comuna.

 

Las dependencias de la actual biblioteca municipal que a la sazón eran los camarines para los visitantes de la piscina municipal, fueron entregados a LAM como sede social y camarines. En el otro sector estaban los camarines del futbol.  Todo este complejo deportivo, que se completaba con el estadio de futbol, 2 multicanchas y la medialuna municipal, era administrado por el recordado Armando Sanhueza, quien vivía en las casas que hoy ocupan algunas dependencias municipales.

 

Desde los años 70 empieza a crecer este deporte en la comuna, ya antes había tenido su primera gran atleta, Antonieta Aguirre, medio fondista maipucina quien fue seleccionada chilena y participo el los juegos olímpicos universitarios de México.

 

Los jóvenes y niños maipucinos empiezan a llegar a este sector atraídos por este deporte, es así como los entrenamientos se realizan en dos jornadas, en la mañana a partir de las 8:00 AM y en la tarde a partir de las 15:00 hrs. Entre los años 72 y 81 están los mayores logros con 2 campeones sudamericanos: Arturo Zamorano medalla de oro en el Sudamericano de Comodoro Rivadavia en Argentina y Raúl Riveros Guajardo, presea dorada en el Sudamericano de Lima en Perú. Las selecciones chilenas de este deporte siempre incluían 2 o 3 atletas de la comuna. LAM obtuvo siempre lugares de privilegio en el ranking anual de clubes federados, siendo campeón y vicecampeón nacional en varias temporadas.

 

Así se pueden  agregar a los nombres señalados anteriormente los de Oriana Salas, gran medio fondista, las lanzadoras Patricia Riquelme, Beatriz Abarca, la campeona y record nacional de Disco, Gloria Martínez, los fondistas y medio fondistas Francisco “Pichón” González, Tennyson Sepúlveda, Gustavo Rozas, Raúl Álvarez, Waldo Palma, Carlos Faulhaber, Miriam Núñez, Aída Araya, Noemí Valencia, Beatriz Zamorano, Elizabeth Espinoza, Eugenia González, Elizabeth Roa, el velocista y saltador Patricio González, los velocistas Mario Pérez  y José Bustos entre tantos.

 

 

Los  meses de verano eran para la preparación básica o la pre temporada, a las 8 de la mañana un gran grupo de mas de 100 jóvenes y niños maipucinos  partían de la pista atlética por las calles de Maipú a correr como forma de entrenamiento, los circuitos incluían el camino a Rinconada donde los mas pequeños lo hacían hasta el Monumento conocido como “La Chancaca “, los mayores llegaban hasta el puente grande. Recuerdo que a los 13 años corríamos hasta el monumento de Los Cañones y nuestra meta era bajar de 21 minutos.

 

La famosa vuelta “Pollos”, se denominaba así porque partía por un costado del Estadio Municipal hasta Esquina Blanca donde seguía el recorrido hasta Primera Transversal avanzando hasta Uno Norte donde al enfrentar Pajaritos nos topábamos con el conocido local de Pollos a Las Brasas en la esquina de Bueras, local que daba el nombre a este circuito, luego la caravana de atletas enfilaba por la vereda de Pajaritos hasta llegar a Chacabuco recta final a un costado del Estadio donde se producían los veloces remates, porque cada entrenamiento era una verdadera competencia.

 

Habían recorridos por Esquina Blanca que llegaban hasta Camino a Melipilla, los menores solo hasta la línea férrea, pero el mas importante era la gran Vuelta Copec, que partía por Alberto Llona hasta Camino a Melipilla y de ahí hasta volver por Esquina Blanca, una anécdota que perdura hasta el día de hoy fue la que protagonizo Liliana Aravena, una pequeña de 9 años en esa época y que hoy todavía se ríe cuando se le recuerda, había un día en que el entrenamiento era solo una competencia a toda velocidad por la vuelta Bomba, que era un recorrido corto que incluía toda la manzana municipal, o sea Esquina Blanca, Primera,  Calle Maipú (donde aun están los bomberos) para entrar por Pajaritos hasta Llona), en una oportunidad la pequeña Liliana llego atrasada y habiendo ya partido el grueso de atletas a dar la vuelta Bomba, el entrenador Ernesto Riveros le pidió que hiciera lo mismo ella, pequeñísima,  en su mente relaciono Vuelta Bomba con Vuelta Copec y partió rauda a la gran travesía,, normalmente los pequeños no hacían ese recorrido larguísimo que estaba reservado para los mayores, empezó a pasar el tiempo, mas de una hora y la pequeña Liliana no aparecía, extraño ya que la indicación de recorrido no le habría tomado mas de 5 minutos, dos horas y todos buscándola, había partido cerca de las 8:10 y ya era mediodía, la sirena de bomberos así lo anunciaba, cerca de media hora después aparece la pequeña Lily, trotando pero súper bien, había confundido vuelta Bomba con Copec y había realizado un recorridote cerca de 8 kilómetros en cerca de 4 horas, desde ese día y hasta hoy se le conoce como Lily ”Copec” Aravena.

 

Los fines de semana eran días de competencias, partíamos en la Micro que el municipio ponía a nuestra disposición al los distintos estadios de Santiago, Stade Frances, Manquehue, Estadio Sirio, Estadio Italiano y allí las poleras celestes con el logo negro de LAM, representaban a nuestra comuna, pero donde mas fuerte éramos y nos valió en varios años el primer lugar a nivel nacional a fin de año de los clubes atléticos, era en los Cross Country, carreras a campo traviesa, el Parque O’higgins, el Hipódromo Chile, El Club de Salto ecuestre de Santiago entre otros eran los escenarios donde los niños y jóvenes de Maipú lograban triunfos y mas triunfos.

 

LA POSTA DE LOS MONUMENTOS

Quizás la máxima expresión del atletismo Maipucino  fue la famosa Posta de Los Monumentos, evento atlético a nivel nacional y que muchas veces contó con la participación de equipos extranjeros, era un recorrido de 15 Km., que partía en la Plaza Bulnes y terminaba en el Templo Votivo, frente al monumento al Abrazo de Maipú, se corría el domingo mas cercano al 20 de agosto, día del natalicio de O’higgins. 20 relevos desde pequeños de 8 años hasta jóvenes de 18, damas y varones se pasaban el testimonio recorriendo la Alameda del Libertador, entrando por el túnel de árboles que formaba Pajaritos, siguiendo por Central hasta Primera y de ahí enfilando por 5 de Abril hasta el Templo, cerca de 20 equipos participaban todos los años de esta posta única en su especie en Sud America. Luego todos nos reuníamos en el Casino viejo a compartir un chocolate caliente y para la premiación. Este evento era ampliamente cubierto por la prensa nacional. Recuerdo que en mi primer año de participación, estaba en el equipo B de Maipú y pronto a recorrer los 1.000 mts que me correspondían, en el equipo ideal estaba nominado el gran Arturo Zamorano, especialista en 800 mts, pero que ese día tenia un control atlético para la selección chilena en el Estadio Nacional  y había un dirigente que tenia que traerlo raudo en su vehiculo para tomar el relevo, 11:30 era la hora de largada y comenzaba a ponerme nervioso, la espera era eterna y Zamorano no llegaba, en algún momento cuando ya se divisaban las luces de los carros policiales que encabezaban la carrera, llega un vehiculo velozmente y me llama Ernesto Riveros, me dice “ Arturo no va a llegar, recibe tu el testimonio del equipo A y corre como nunca lo has hecho”, me pasan la polera celeste y no acababa de ponérmela cuando llega la compañera de equipo codo a codo con la atleta de Viña del Mar,  después de mi quedaban tres relevos y ese día Liga Atlética Maipú celebro en el podio de los campeones, por cierto nunca supe que paso con el equipo B, ni quien me reemplazo, pero este arribo cerca del 10° lugar. Alguien comento años después que mi compañera no encontrando relevo y sin ningún dirigente siguió corriendo el relevo completo para entregar a la siguiente atleta. Pro eso hasta hoy es parte de la mitología de la Posta de los Monumentos.

 

Este evento siguió desarrollándose hasta principio de los años 80 y es sin duda uno de los más altos puntos desde el ámbito deportivo y dirigencial de LAM.

PUERTO MONTT

En una de las primeras versiones de la posta de los Monumentos, participa de ella una delegación de Puerto Montt, y ocurre un triste y lamentable suceso, uno de los jóvenes, que se alojaban en las casas de los atletas y dirigentes de LAM, fallece trágicamente  producto de un infarto fulminante, Sergio Leviante, tenia solo 16 años, fue un momento terrible para todos nosotros y sus compañeros, se decide que una gran delegación de Maipú vaya hasta Puerto Montt a entregar el cuerpo y acompañar a la familia y a sus compañeros, esto sello una unió a fuego entre el atletismo de Maipú y Puerto Montt, todos los años había intercambio de visitas, y en verano se desarrollaba un torneo en la ciudad del sur, que llevaba el nombre del mártir del deporte Portomontino, Sergio Leviante. Recuerdo la ultima que fue en febrero de 1974, se viajo en tren y éramos cerca de 60 atletas la delegación de Maipú, estuvimos 10 días y participamos de varios torneos. Esos viajes están llenos de anécdotas y hermosos recuerdos.

 

            1973

11 de septiembre de 1973, un día como todos, en la mañana llegamos al entrenamiento como todos los días, de pronto cerca de las 9 de la mañana empiezan a llegar corriendo nuestros padres y rápidamente nos llevan a la casa, poco entendemos, algo pasa en Chile, en la semana no entrenamos, el lunes 17 volvemos a la pista, pero hay un cambio, uniformes, carreras y ametralladoras  ubicadas estratégicamente  en Llona y Chacabuco nos impiden la entrada, días mas tarde nos entregan una credencial y le ponemos nuestra foto, todo el sector de la Medialuna y el casino viejo, además de la parte trasera de los camarines (hoy biblioteca municipal) se transforma en una especie de regimiento, pero nuestro santuario, la vieja y querida pista de 312 mts, no se tranza, conservamos la pista y los camarines, y retomamos nuestras practicas, nos toca ver algunas cosas horribles para nuestra edad, recuerdo los gritos de gente al interior de la medialuna, nunca supimos que paso, tengo una imagen muy grabada: un grupo de soldados junta  como cuatro perros grandes y los echa en unos sacos, luego les dispara y los sube a un camión y se los lleva, al río según ellos. Nuestros entrenamientos siguen con normalidad, solo tenemos que registrar la entrada y la salida del recinto en los nidos de ametralladoras de los accesos. Llegamos incluso hacer amistad con los soldados, el cocinero por las tardes cerca de las 6 nos regala con unos generosos sándwiches de carne y jarros de leche.

 

Luego de un tiempo el regimiento se retira de Maipú y volvemos a la normalidad, recuerdo que en esos años Pedro Gómez vecino de la Villa Copec, era uno de los mejores exponentes de Sudamérica en la especialidad de Marcha y se realiza un torneo en la comuna que incluye la prueba estrella, los 10 Km. de marcha atlética, vienen los mejores exponentes del país y Gómez gana con registro nacional, las galerías de cemento ubicadas bajo la piscina y que aun existen se vienen abajo cuando Pedro Gómez llega con sus brazos en alto y en el pecho celeste con letras negras el logo de LAM. Fue nuestro héroe.

 

El año 1974, se realiza el sudamericano juvenil de atletismo en la ciudad de Lima en Perú, Raúl Riveros G. (QEPD), es integrado al equipo nacional chileno y en dos históricas carreras logra medalla de oro y plata en 1500 mts planos y con obstáculos, a su regreso al país vamos todos los compañeros a esperarlo al aeropuerto, allí están también sus compañeros del San Ignacio, al llegar Raúl es peleado por los dos grupos para traerlo hasta su casa, en una decisión salomónica hace el viaje en el bus del colegio hasta la entrada de Pajaritos y ahí se sube a la vieja  micro de LAM en donde es llevado hasta su casa en la Villa Copec, casa donde estuvo luna de las primeras oficinas de la Polla Gol en Maipú.

 

Recuerdo que el año 1976 el municipio organiza una olimpiada escolar comunal y estando junto a varios compañeros de Liceo Maipú, al terminar vamos al estadio municipal donde se desarrollaba la ceremonia inaugural de dichos juegos y tras el estandarte del liceo vemos una delegación de compañeros supuestamente los atletas de la selección, luego en el torneo los “atletas” van a la pista a alentar al equipo de 6 liceanos que obtienen la victoria en todas las competencias, compitiendo contra equipos completos de la Industrial y los demás establecimientos. Este equipo del Glorioso Liceo Maipú lo integraban Juan Carlos Miranda, Pilar Sinuez, Iván Lazo, Sandra Moreno y los hermanos Eugenia y Patricio González.

EL FIN DE LA ANTIGUA PISTA Y EL NUEVO ESTADIO

En algún momento del tiempo empieza la construcción en el recodo poniente de la pista del supermercado TOQUI, con lo que la pista queda cortada, Gonzalo Pérez Llona Alcalde de la comuna, encomienda a Ernesto Riveros la búsqueda de un lugar para la nueva pista, todas las tardes junto a un grupo de atletas salimos a recorrer Maipú para ubicar un terreno para la pista, una de las posibilidades  es El Almendral, que se usaba para el motocross, pero una tarde llegan Gustavo Rosas y Sergio Riquelme y nos llevan al viejo tranque en Segunda Transversal, contamos la distancia a zancadas y en un primer instante desechamos la idea, el cerro o la suave loma bajaba hasta lo que hoy seria la mitad de la cancha, alguien dice que con maquinas se puede mover, Don Ernesto le informa al Alcalde que envía los técnicos y se toma la decisión de construir el estadio, luego de un tiempo esta terminado, solo pista atlética sin cancha, cuando se construye la cancha se realiza un torneo para su inauguración, lo que nadie sabe es que por un error se marca mal la partida de 200 mts, la pista interior tiene efectivamente 200 mts, pero a medida que se avanza a las pistas externas, el octavo carril tiene cerca de 170 mts, recuerdo que ese día se corren los 200 mts y Patricio González A. le toca el 8vo andarivel, obviamente gana la carrera y lo mas sorprendente con nuevo record mundial, increíble nadie lo entendía, había bajado de 23.6 segundos que era su mejor marca a menos de 20 segundos, revuelo general que dura unos minutos hasta que alguien advierte el error en el marcaje. Por cerca de una hora un atleta de Maipú fue poseedor del record mundial de la especialidad.

 

La liga atlética continuo trabajando en el nuevo Estadio Bueras hasta mediados de los 80 cuando empieza lentamente a desaparecer, hasta hace un par de años  en abril de 2009 donde renace y hoy esta activa y plenamente vigente, los niños de aquellos años hoy son los dirigentes y profesores de las nuevas generaciones de atletas de Maipú.

 

Patricio González Aravena

Ingeniero Agrónomo

Velocista y saltador Liga Atlética de Maipú

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s