VECINOS DE EL SECTOR EL ABRAZO DE MAIPÚ EXIGIERON MÁS RECORRIDOS Y MEJOR SERVICIO DEL TRANSANTIAGO

 protesta contra transantiago

 

Esperas promedio de 45 minutos a contar de las 6 de la mañana para tomar un bus de Transantiago, o caminatas de hasta 12 cuadras hasta el terminal para  hacer una fila y abordar un bus que inicia recorrido, son las alternativas que tienen los vecinos de El Abrazo de Maipú, para tomar locomoción colectiva y llegar a sus trabajos por la mañana.

 

Cansados de esta situación que se arrastra por años, y apoyados por el alcalde de Maipú Christian Vittori, decidieron manifestarse con pancartas, pitos y bombos, para denunciar la falta de recorridos y la pésima calidad de los servicios que operan en el sector; con frecuencias que después de las 9 de la mañana casi desaparecen, y con máquinas en mal estado de funcionamiento.

 

A juicio del edil, las  condiciones de este servicio resultan indignantes, deteriorando

aun más la calidad de vida de estos vecinos, muchos de los cuales destinan 4 horas diarias en desplazamientos, para ir y volver de sus trabajos.

“Este es uno de los 11 puntos de Maipú que presenta fallas estructurales. Aquí vemos como los operadores y Transantiago juegan al Pin-pon responsabilizándose entre ellos, sin dar una solución a los vecinos. Esto afecta directamente a la calidad de vida de estos Maipucinos, disminuye los tiempo para estar con la familia, nos pone de mal humor y genera estrés” sostuvo el alcalde Vittori.

 

PUNTOS CONFLICTIVOS DEL TRASNATIAGO EN MAIPU

“Necesitamos urgentemente que mejoren la frecuencia y calidad de los buses, ya que muchos están en pésimas condiciones, con puertas en mal estado vidrios quebrados, filtraciones y que más encima quedan en panne” agrega Tito Albornoz, presidente de la Coordinadora El Abrazo, organismo que agrupa a una veintena de diversas organizaciones sociales de este barrio.

 

Problema diario

Según vecinos, para que una persona llegue a su trabajo a las 8 de la mañana en Ahumada con Alameda, debe levantarse a eso de las 5:15, y salir a esperar al paradero entre las 6:00 y 6:30 para intentar abordar una máquina.

 

También denuncian que el recorrido 115 al llegar a su punto terminal en Santiago (Alameda con San Ignacio), en vez de iniciar el recorrido de vuelta, cambia su letrero a 113 y realiza otro recorrido que no llega a El Abrazo sino a Ciudad Satélite. Es así como las personas que esperaron en promedio 45 minutos a que llegue una máquina 115, deberán esperar otros 45 minutos adicionales, para subirse a un bus que si vaya a El Abrazo.